¿Una antigua civilización desconocida fue destruida por el impacto de un cometa?

¿Una antigua civilización desconocida fue destruida por el impacto de un cometa?

24 marzo, 2021 Desactivado Por Alejandro


Cada vez es más indiscutible que nuestro mundo lleva habitado mucho más tiempo del cual creemos. por lo visto, hay claras evidencias de que una civilización superior pobló la Tierra hace más de 13.000 años. Dicha civilización arribó a su fin con el impacto de un cometa, un suceso catastrófico que podría repetirse en el futuro próximo.

El impacto de un cometa hace miles de años

Graham Hancock es uno de los escritores e expertos más polémicos de los últimos tiempos. En su texto Magos de los Dioses: la sabiduría olvidada de la civilización perdida de la Tierra, planteó una hipotesis que fue cuestionada o ignorada por bastantes. Avaló que los remanentes de un cometa gigante colisionaron con la Tierra hace unos 12.800 años.

El impacto de los meteoritos que atravesaron nuestra atmosfera generaron un desastre global de proporciones semejantes al que provocó el deceso de los dinosaurios. Hancock afirma que por lo menos ocho de los escombros del cometa cayeron en la capa de hielo norteamericana, y diferentes más golpearon la zona norte de Europa.

El calor provocado por el acercamiento de esas gigantescas bolas de fuego, a más de 150.000 kilómetros por hora, derritieron al instante millones de kilómetros cuadrados de hielo. En consecuencia, la corteza terrestre se desestabilizó como jamás anteriormente y sufrió una inundación global recordada en mitos de todas las sociedades antiguas.

¿Una hipotesis sin fundamento?

Por años, las confirmaciones de Hancock no fueron consideradas como verídicas y ni si quiera probables. Bastantes investigadores se pronunciaron en este sentido, señalando que no es posible que una civilización desarrollada haya habitado nuestro mundo hace decenas de miles de años.

Velozmente, Hancock fue tildado de un soñador o, por lo menos, un escritor engañado, y su obra fue rechazada por la mayor parte de los investigadores en la materia. Parece que era complicado aceptar una nueva cronología para la sociedad, una apariencia de la historia que ha soportado continuos ataques.

Puede que no se refiera a una sencillo hipotesis

Un suceso catastrófico como el descrito por Hancock en sus escritos tuvo que haber dejado señales tan profundas en la Tierra que aun hoy puedan ser rastreadas. No puede haber un sitio mejor para rastrear dichas señales que en el monumento humano más antiguo conocido por el hombre: Göbekli Tepe.

Un grupo de investigadores de la Escuela de Ingeniería de la Universidad de Edimburgo publicaron los resultados de un estudio hecha en Göbekli Tepe. por lo visto, es una prueba fehaciente de que un cometa colisionó con la Tierra alrededor del año 11.000 a.C. Mencionado desastre provocó acontecimientos devastadores que acabaron con una la civilización superior.

Hancock agrega un detalle más en sus escritos: ese desastre ocurrido hace más de 13.000 años puede volver a ocurrir. En realidad, apuntó que la Tierra cruzará una lluvia de meteoritos semejante en 10 años, en las proximidades del 2030.

Gobekli Tepe, el monumento más antiguo del planeta

Vista aérea de Göbekli Tepe. Crédito: Göbekli Tepe Project

Cabe apuntar que la capa más antigua de Gobekli Tepe data del año 9600 a.C., lo que quiere decir que este santuario es 7.000 años más antiguo que las pirámides de Egipto. Fue precisamente allí, en Göbekli Tepe, que se hallaron unas intrincadas tallas de roca con símbolos astronómicos vinculados a una apocalipsis global sucedida en 10.950 a.C.

Una sociedad avanzada de más de 13.000 años de antigüedad

El Dr. Martin Suetman de Edimburgo examinó varios pilares de roca en las ruinas de Göbekli Tepe en la actual Turquía. por lo visto, uno de los pilares parece tener signos y señales que conmemoran un suceso devastador en la historia del hombre, concretamente al final de la Edad de Hielo.

El monumento en cuestión se ha denominado la Roca Buitre, y en ella puede observarse una clara alusión al sufrimiento humano, con símbolos fascinantes que cuentan una historia inverosimil. Para que quedaran rastros conmemorativos de aquel suceso sombrío, los entes humanos de la era no pudieron haber sido sencillos cavernícolas.

Pilar del buitre e ilustración de cómo pudo ser antiguamente Göbekli Tepe.

¿Cómo es factible que los constructores del Göbekli Tepe, de hace más de diez mil años, fueran capaces de tallar intrincados símbolos astronómicos en su edificación? Según la cronología de manera oficial aceptada, en esa era los humanos eran salvajes, cazadores y recolectores sin ningún conocimiento de ingeniería ni matemáticas.

Todo esto produce grandes dudas sobre lo que conocemos sobre los hombres prehistóricos «incivilizados», asimismo nos hacen creer que es factible que existieran culturas avanzadas anteriormente del 6000 a. C. y que sus huellas sencillamente se han perdido en el tiempo.

Göbekli Tepe es un vasto misterio, los símbolos encontrados en sus pilares conjugan todo un planeta animista arquetípico, tribal y chamánico. El gran desafío de la antropología y la historia de las religiones consistirá en interpretar correctamente estos símbolos y entender la naturaleza de los primeros pasos de la sociedad, desarrollada en esta area del planeta, que al parecer podrían reescribir la historia que sabemos.