«Atlántida Maya»: La asombroso metrópoli maya sumergida hace milenios

atlantida maya la sorprendente ciudad maya sumergida hace milenios
atlantida maya la sorprendente ciudad maya sumergida hace milenios

La sociedad Maya oculta tantos enigmas, que muy escasas personas conocen que hay un tipo de Atlántida sepultada bajo sus aguasSamabaj, una metrópoli sumergida que oculta mitos y leyendas desconocidos.

Samabaj es una antiquísima metrópoli Maya que se halla bajo las profundidades del Lago Atitlán, en Sololá, Guatemala.

No se conoce mucho sobre ella, más allá de que podría haber sido construida hace 2000 años, hasta que las aguas la cubrieron por completo.

Hasta el día de hoy son escasos los descubrimientos arqueológicos que se han hecho desde su descubrimiento en 1996. Pero las hipotesis sobre esta metrópoli han llevado a bastantes a llamarla «la Atlántida de los mayas».

El descubrimiento de Samabaj

Roberto Samayoa fue el encargado del hallazgo.

conforme a los datos que se han recabado en las expediciones, la metrópoli de Samabaj fue próspera durante el período preclásico tardío. Hace unos 2000 años mas o menos.

Por algún motivo esta metrópoli fue devorada totalmente por el Lago Atlitán. en cambio, no hay ningún escrito antiguo que haya registrado este suceso, o por lo menos el por qué se hundió.

Fue, Roberto Samayoa, un buzo guatemalteco, quien cogió la idea de sumergirse en las aguas de Atlitán y revelar la mayor cantidad de misterios que pudieran esconderse en sus ruinas.

Como parte de su hobby, el cual era bucear, Samayoa tomó la decisión de profundizar en las profundidades en 1996. Sus descubrimientos fueron variados, hallado distintas antigüedades de cerámica.

Los descubrimientos empezaron a levantar el interés de turistas y diferentes exploradores, lo que alentó al buzo a continuar su trabajo. Para ello inventó un tipo de red que lo ayudó a recuperar distintas piezas y llevarlas a la superficie.

La historia de la Isla de la Peregrinación

Sonia Medrano propuso la hipotesis de que se tratase de una Isla de Peregrinación. Crédito: Stanford Studios/prensalibre.com

Si bien los esfuerzos de Samayoa fueron diversos, las seres arqueológicas oficiales no confiaban en la probabilidad de su hipotesis. Pero tuvo apoyo de varios arqueólogos, como el de Sonia Medrano.

La hipotesis de Medrano, si bien apoyaba la de Samayoa, era algo distinto; ella afirmaba que su hallazgo podría haberse tratado de una isla de peregrinación.

Esta hipotesis vino al mundo dado que se estima que los mayas llegaban a ese sitio para ofrecer sus ofrendas a los dioses. asimismo, Samabaj estaba prácticamente cercada por 3 volcanes sagrados; San Pedro, Tolimán y Atitlán.

En realidad, Medrano fue mucho más allá y propuso que la metrópoli podría haber sido una conexión con los inicios del planeta.

Así, los arqueólogos debieron definir si verdaderamente existía una metrópoli bajo las aguas del lago. Las instituciones emplearon un sistema de dragado, procedimiento usado para extraer piezas que se localizan en profundidad marina.

Si bien este proceso se vio interrumpido por instantes, pues la expedición no contaba con el bastante apoyo economico. Aun así, los investigadores encontraron que:

La primera parte de la metrópoli tiene una base estructural sólida que pudo pertenecer a una habitación y cuyos muros estaban perfectamente tallados.

La segunda parte estaba compuesta de 8 construcciones. De estas, dos conformaban un corredor y el sitio donde se halla una estela.

La tercera parte es el sitio más grande de toda la metrópoli, pues no hay ningún tipo de habitación y, además, tiene una escalinata.

¿Por qué se hundió Samabaj?

No se conoce verdaderamente que ocurrió para que la metrópoli se hundiera en el lago. Algunas hipotesis insinúan que una tormenta fue la responsable de sumergirla.

Si bien otra hipotesis que además cuenta con abundante aceptación dice que la erupción volcánica causó el incremento de las aguas en el lago, lo que terminó por tapar la metrópoli.

En cualquiera de los dos sucesos, esto ocurrió de un instante a otro, por lo que debió ser una tragedia.

El nombre de la metrópoli se debe al buzo que la localizó, Roberto Samayoa. Utilizó parte de su apellido y la palabra «abaj», que simboliza roca. Cabe sobresalir que la primera expedición arqueológica hecha solamente por Guatemala, fue la de éste buzo.

En realidad, Samayoa abrió un pequeño museo donde exhibió las piezas que localizó. Esto originó un vasto revuelo y llamó la atención de distintas arqueólogos y investigadores. En realidad, la cadena televisiva National Geographic hizo un documental denominado «Samabaj, la Atlántida Maya».

El Lago Atitlán ya era considerado una reliquia antigua por su ubicación. en cambio, la presencia de Samabaj lo convierte de algo único de Mesoamérica.

La sociedad maya sigue escondiendo misterios y misterios como Samabaj que, a pesar de no conocer incluso que misterios oculta bajo sus paredes sumergidas, nos brinda una visión de que incluso hay múltiples cosas por revelar.