Potencial trozo rocoso de la Luna es detectado orbitando Marte… ¿Cómo llegó allí?

potencial fragmento rocoso de la luna es detectado orbitando marte como llego alli
potencial fragmento rocoso de la luna es detectado orbitando marte como llego alli
Publicidad

Equipo internacional de investigadores detectaron un astroide que orbita Marte, y que tiene una composición muy parecido a la Luna. La duda es: ¿qué hace un trozo de la Luna de la Tierra en Marte?

El asteroide podría ser una antigua pieza de escombros, que se remonta a los descomunales impactos que formaron la Luna y los diferentes mundos rocosos de nuestro sistema solar como Marte y la Tierra.

La estudio hecha por investigadores de Armagh Observatory and Planetarium (AOP), y que se publicó en la revista Icarus, además posee implicaciones para localizar tales objetos primordiales asociados con nuestro propio mundo.

Troyanos

Los troyanos son una clase de asteroide que sigue a los mundos en sus órbitas como un rebaño de ovejas podría seguir a un pastor, inmovilizado en el interior de «refugios seguros» gravitacionales 60 grados delante y detrás del mundo.

Representación del mundo Marte y su séquito de troyanos dando vueltas alrededor de los puntos Lagrange L4 y L5. En L5, el asteroide 101429 está representado por llegar al punto azul, el asteroide Eureka y su familia están representados en rojo y ámbar respectivamente. Crédito: Armagh Observatory and Planetarium (AOP)

Son de gran interés para los investigadores ya que simbolizan el material sobrante de la formación y la evolución temprana del sistema solar. Diversos miles de esos troyanos hay a lo largo de la órbita del mundo gigante Júpiter. Más cerca del Sol, los astrónomos han desvelado hasta actualmente solo un puñado de troyanos de Marte, el mundo vecino a la Tierra.

Uno de los troyanos que examinó el equipo fue el asteroide (101429) 1998 VF31. Los datos de color existentes en el objeto sugirieron una composición parecido a una clase común de meteoritos llamados condritas ordinarias.

en cambio, después desvelaron que el espectro no coincidía bien con ningún tipo particular de meteorito o asteroide y, como resultado, expandieron su examen para incluir espectros de diferentes tipos de superficies.

Para su sorpresa, encontraron que la mejor casualidad espectral no era con diferentes cuerpos pequeños sino con nuestro vecino más próximo, la Luna.

¿De dónde podría haber venido un objeto tan extraño?

Una probabilidad es que 101429 sea solo otro asteroide, parecido quizás a los meteoritos de condrita ordinarios, que consiguió su apariencia lunar a través de eones de exposición a la radiación solar, un proceso denominado meteorización espacial.

Alternativamente, el asteroide puede parecerse a la Luna porque procede de la Luna.

Potencial fragmento rocoso de la Luna es detectado orbitando Marte... ¿Qué hace allí?El nombre troyanos se debe a que, por convención, cada miembro recibió el nombre de una figura mitológica de la guerra de Troya. (Wikimedia Comons)

El Dr. Apostolos Christou, astrónomo de AOP y creador principal del artículo, manifestó en un cominicado:

“El sistema solar primitivo era muy distinto del sitio que vemos hoy. El cosmos entre los mundos recién formados estaba lleno de escombros y los choques eran habituales. Grandes asteroides: llamamos a estos planetesimales: golpeaban continuamente la Luna y los diferentes mundos. Un trozo de tal colisión podría haber alcanzado la órbita de Marte cuando el mundo incluso se estaba formando”.

Un tercer escenario, y quizás más posible, es que el objeto provenga del propio Marte.

De hecho, hace unos años se propuso un origen de Marte para los «hermanos» troyanos de 101429, un grupo de troyanos conocidos colectivamente como la familia Eureka. Estos asteroides además poseen una composición extraño pero, mientras que el 101429 es rico en piroxeno, estos asteroides de la familia Eureka son en su mayoría olivino.

Localizar estos objetos podría resultar un trabajo para el Vera C. Rubin Observatory, preparado para iniciar el ensayo más ambicioso del sistema solar hasta la fecha. Se espera que Rubin descubra mas o menos diez veces más asteroides de los que se conocen hoy en dia y, al lado con el satélite GAIA que ya inspecciona el firmamento desde llegar al punto L2 Tierra-Sol de Lagrange, puede ofrecernos las mejores perspectivas a corto plazo para rastrear los escombros de la Tierra.