El movimiento de la raya inspira una nave única para explorar Venus

El movimiento de la raya inspira una nave única para explorar Venus

Publicidad

 

Recreación del plan BREEZE de misión a  

Expertos de la Universidad de Buffalo están diseñando una nave espacial única, inspirada en el movimiento de la raya, con la que la NASA podría explorar la atmósfera superior de Venus.

El plan BREEZE (Bio-inspired Ray for Extreme Environments and Zonal Explorations) es uno de los 12 ideas revolucionarios seleccionados por la NASA para su proyecto de Ideas avanzados innovadores (NIAC), que financia tecnologías de etapa temprana que podrían cambiar lo que es factible en el cosmos.

Los expertos imaginan una nave espacial en transformación con alas que se agitan como las aletas pectorales de una raya. El diseño podría realizar un uso eficiente de los fuertes vientos en la atmósfera superior del mundo al tiempo que proporciona a los investigadores un control incomparable del vehículo.

BREEZE circunnavegaría a Venus cada cuatro o seis días. Los paneles solares, que se cargan cada dos o tres días en el lado del mundo iluminado por el sol, alimentarían instrumentos que toman muestras atmosféricas, rastrean patrones climáticos, monitorean la actividad volcánica y recopilan diferentes datos.

«Al seguir nuestras señales de la naturaleza, específicamente las rayas marinas, buscamos maximizar la eficiencia del vuelo. El diseño permitirá un grado de control incluso actualmente inalcanzado para una nave espacial que estaría sujeta a fuertes vientos zonales y meridionales en el mundo», dice en un comunicado el investigador principal del plan, Javid Bayandor, maestro relacionado de ingeniería mecánica y aeroespacial en la Facultad de Ingeniería y Ciencias Aplicadas de la UB.

Bayandor, jefe de CRASH Lab, dice que la versatilidad distintiva de la nave espacial le facultaría recopilar datos encima del enigmatico lado oscuro de Venus.

Esta parte del mundo ha intrigado a los investigadores durante años debido a sus prolongados períodos de oscuridad. Como ejemplo, a Venus le lleva más tiempo rotar sobre su eje (243 días) que a orbitar el sol (225 días), lo que hace que un día sea más largo que un año. Eso significa que grandes porciones del mundo están envueltas en la oscuridad y son considerablemente distintas al lado soleado.

Las alas en figura de raya de BREEZE resultarían de un sistema de tensión interna que proporcionaría la capacidad de lograr empuje, control, estabilidad, elevación adicional y compresión mecánica requerida para el control de flotabilidad activa.

Estas son propiedades importantes, dice Bayandor, debido a las circunstancias inhóspitas del mundo, que incluyen temperaturas superficiales cercanas a los 482 grados Celsius y nubes espesas de ácido sulfúrico.

La tecnología detrás de la nave espacial podría usarse potencialmente para explorar diferentes partes del sistema solar, como la luna Titán de Saturno, al igual que entornos submarinos en la Tierra, dice.

Por europapress

La entrada El movimiento de la raya inspira una nave única para explorar Venus se publicó primero en Mundo oculto.
Conoces nuestra App para Android ( y conspiraciones)