¿A la caza de los mutantes? Farmacéuticas al acecho de personas con mutaciones especiales

a la caza de los mutantes farmaceuticas al acecho de personas con mutaciones especiales
a la caza de los mutantes farmaceuticas al acecho de personas con mutaciones especiales
¿A la caza de los mutantes? Farmacéuticas al acecho de personas con mutaciones especiales
1. X – Men
Todos sabemos la popular saga de Marvel en la que un asociación de individuos con poderes sobrenaturales derivados de mutaciones genéticas se esfuerza por sobrevivir y encajar entre una sociedad que parece rechazar este “Nuevo paso” de la evolución. El asociación se dividirá entre quienes desean encajar y ser aceptados pacíficamente y quienes lideran un colectivo supremacista que estima que ellos, como los entes más evolucionados, deben ser quienes dominen en la sociedad.
En las películas se refleja gran cantidad bien el rechazo y el racismo, pero además la incesante persecución a la que son sometidos estos individuos en razón de sus capacidades ocultas. Los persiguen tanto quienes desean destruirlos como quienes están convencidos de que en su genética se encuentra el incognito para el poder, la riqueza o cualquier otro fin que se desee.
Pues bien, guardando las proporciones hoy parecemos estar en un escenario relativamente comparable en el que gran cantidad industrias luchan por tener acceso al material genético de personas con capacidades que podrían parecer sobrehumanas y de los que hemos hablado en estas páginas. Ya sea una resistencia asombroso al dolor, unos reflejos anormalmente rápidos, una fuerza superior al promedio o la destreza de resistir el frío sin sufrir daño alguno, todas estas son circunstancias que la industria farmacéutica espera poder utilizar en su provecho.
La búsqueda de las farmacéuticas
conforme con varios representantes de las firmas, el ADN de estas personas con capacidades sorprendentes podría valer millones de dólares. Uno de los ejemplos más habituales es la inmunidad al dolor: aunque no sea posible – por actualmente – “inocular” dicha inmunidad a una persona, si se analiza la forma en que funciona podrían generarse curas que fueran exageradamente prácticas y económicas… con las sustanciales ganancias que de ello derivarían las empresas.
en cambio, por actualmente las industrias están más interesadas en obtener información genética de millones de personas para calcular quiénes sufren de determinadas mutaciones y poder así concentrar su afán en un asociación de personas, lo que daría más control que basarse en únicamente una. Estas personas podrían darse cuenta de la noche a la mañana que su ADN vale millones y obtendrán grandes ganancias por el sencillo hecho de haberlo heredado.
¿A la caza de los mutantes? Farmacéuticas al acecho de personas con mutaciones especiales
2. Las empresas vinculadas
Incluso el instante son 5 las empresas que han comenzado a realizar este tipo de investigaciones, al menos de forma pública. Amgen, empresa estadounidense de biotecnología, hace poco pagó nada menos que415 millones de dólares por la empresa de Islandia DeCode Genetics,que había realizado una base de datos de 160.000 residentes de este país. Como es lógico la empresa no pagó más que por la base de datos.
Calico, que hace parte del asociación Google (actualmente Alphabet) lleva años trabajando la búsqueda de los genes de la longevidad, y ha hecho compañía con Ancestry.com para realizar árboles genealógicos familiares y obtener más de 1 millón de muestras de material genético.
Regeneron, otra empresa de los Estados Unidos, trabaja con Geisinger Health System y tiene una base de datos de 100.000 voluntarios. Y para terminar, 23andMe se dedica unicamente a obtener muestras que luego vende a las empresas interesadas.
Pero el suceso más interesante es de la canadiense Xenon Pharmaceuticals,una reducida industria del país del norte que se dedica a rastrear, en las personas que tienen inmunidad natural al dolor, el incognito para un nuevo medicamento. Dicha empresa trabaja con individuos que nacieron con inmunidad natural al dolor y actualmente sabe que su “destreza” se debe a una variación del gen que regula el canal de iones de sodio Nav 1.7. De conseguir un medicamento que replique este proceso la empresa estaría en capacidad de otorgar un nuevo analgésico con el poder de los opiáceos más potentes, pero sin los terribles efectos adictivos que éstos tienen.
Al parecer, por lo tanto, que ya hemos entrado en el lapso de los súper humanos
Publicidad

La entrada ¿A la caza de los mutantes? Farmacéuticas al acecho de personas con mutaciones especiales se publicó primero en Dmisterio.com.